Nuestra Redes Sociales:

Famosos

‘Hasta luego’ Boris Schoemann contiene las lágrimas ante la partida

Publicado hace

el

*La puesta en escena virtual con texto de Antoine Jaccoud está en temporada en el Teatro La Capilla todos los miércoles a las 20:00 horas

Hace unas semanas la NASA aterrizó con éxito el vehículo explorador “Perseverance” en Marte. Hay quienes aseguran que este hecho nos acerca un paso más a la colonización interplanetaria, logro que antes que solo pertenecía al terreno de la ciencia ficción. Pero mientras la imaginación vaga entre hazañas y aventuras en el planeta rojo en el Teatro la Capilla se preguntan ¿cómo será la despedida?

“Hasta luego” de Antoine Jaccoud es una obra traducida y protagonizada por el actor y director Boris Schoemann quien, bajo la dirección de Daniel Bretón, interpreta a un hombre que acaba de ver a sus dos hijos partir rumbo a Marte, en la primera misión para colonizar el cuerpo celeste vecino.

Este espectáculo unipersonal tuvo su estreno en México como una lectura teatralizada en en el Dramafest 2018, pero ahora llega a las pantallas en este montaje que se adapta al formato digital y desde La Capilla transmite por Zoom a través de la Sala Virtual de este espacio todos los miércoles a las 20:00 horas hasta el 24 de marzo.

El texto de Jaccoud explora tanto la relación de este hombre con sus hijos, además de sus dudas sobre lo que harán y las lamentaciones sobre lo que dejan atrás, como el contexto apocalíptico en que se encuentra la Tierra, producto de una humanidad que desatendió toda advertencia sobre la catástrofe y que ahora busca renovarse en un nuevo hogar.

La propuesta escénica, por su parte, presenta un “futuro en el presente”, sin ninguna ambición de crear una estética futurista a la que el cine de ciencia ficción nos tiene acostumbrados y, por el contrario, en su escenografía utiliza elementos de nuestra actualidad. Esto pone en contraste la narración del personaje sobre tecnologías avanzadas y la “normalidad” de su ambiente, en un juego que remite a lo que muchas personas viven en su día a día; una convivencia entre lo nuevo y lo viejo.

Pero es la actuación de Schoemann —quien suele desempeñarse más como director que como actor— la que convierte a esta puesta en una obra completa, no le falta ni le sobra nada.

Desde el inicio de la obra logra transmitir la fragilidad del padre ante la despedida y sus intentos por mantener la compostura ante las memorias y las preguntas con que trata de explicar cómo se siente.

Se cuestiona en gran medida, por ejemplo, cómo serán las primeras interacciones de sus hijos en el transbordador. ¿A quién conocerán? ¿Encontrarán el amor? ¿Cómo serán sus jornadas? Y otras cuestiones que adquieren mayor peso cuando revela que este es un proyecto en proceso; aún no hay forma de traerlos de vuelta.

Con los nuevos avances en tecnología, le aseguran los expertos, pronto encontrarán la manera de desarrollar el viaje de regreso. Pero quién sabe cuánto tiempo pasará antes de ese momento. Por eso para otras familias ese último instante significó un adiós, pero para él “hasta luego”; confía en los científicos, mantiene la esperanza de verlos otra vez, y mientras tanto continúa en su monólogo, preguntándose si extrañarán las experiencias sensoriales terrestres, o si desarrollarán nuevas, si no llegarán a aburrirse, si se protegerán el uno al otro.

Y todo esto con una presentación ante la cámara impecable. Bretón saca el mayor provecho de las herramientas del cine y las lleva a la escena con la naturalidad de aquello que esconde gran complejidad. Con varias cámaras sobre el escenario Schoemann también se desenvuelve bien frente a ellas y aunque las tomas sean fijas, como buen actor, hace buen uso del espacio que se le ha otorgado.

A un año de que los teatros cerraron y que los artistas encontraron en los formatos digitales una alternativa, cada vez son más las propuestas que han madurado en su utilización de estas herramientas y cada vez menos las personas que rehuyen al teatro virtual por temor a encontrar mala calidad. “Hasta luego” es un ejemplo de esa madurez.

¡No te lo pierdas!

Hasta luego de Antoine Jaccoud

Obra de teatro virtual

¿Cuándo? Todos lo miércoles hasta el 24 de marzo

Hora: 20:00 horas

¿Lugar? Sala Virtual del Teatro La Capilla

Boletos desde 100 pesos a través de boletópolis.com

 

COMPARTE ESTA INFORMACIÓN
Escribe un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Facebook

¿SUEÑAS CON SER PROFESIONISTA? EL ITSCH TE ABRE LAS PUERTAS

CONTADOR DE VISITAS

ITSA, CIENCIA AL SERVICIO DE LA CUARTA TRANSFORMACIÓN

A %d blogueros les gusta esto: