Connect with us

Agenda Libre

Sandra Collins Coronel y el origen del “Comedor Comunitario” en Coatza

Published

on

Raúl Domínguez/FirmasMx

El único municipio de Veracruz en donde se institucionalizó la entrega de alimentos calientes, a través de un Comedor Comunitario, por lo menos tres días a la semana, es Coatzacoalcos, pero ¿Cómo inició y a iniciativa de quién? Aquí se lo contaremos.  

Trascurrían las primeras semanas de la contingencia sanitaria por la Covid-19 y las autoridades en medio de la confusión por la desinformación internacional en relación a la peligrosidad del virus, hubo de suspender actividades, salvo los servicios elementales: recolección de basura y seguridad pública.  

Sin embargo, el ayuntamiento porteño determinó que en cada dirección permanecieran de guardia el o la titular y sus asistentes, pero a puertas cerradas. Las medidas para frenar contagios eran extremas.

Eran días tensos, dramáticos, con noticias tristes y suficientemente aterradoras como para que la mayor parte de funcionarios municipales, huyeran despavoridos, declarándose “población en riesgo”. 

Así, muchos se dijeron diabéticos, hipertensos o asmáticos, lo que les permitía quedarse encerrados a piedra y lodo en sus hogares, amparados por la orden presidencial de recluirse en sus viviendas y sumarse a la moda de “oficina en casa”.

Solo una directora, dentro del gran organigrama del gobierno porteño, se empecinó en acudir todos los días a su oficina, no concebía el confort de su residencia en el momento en el que más necesitaba el pueblo de su gobierno. Se rehusó a la sedentarización. 

Se trata de la abogada María Sandra Collins Coronel, directora de programas sociales, mujer sencilla, provista se sensibilidad, como ya lo había demostrado en su juventud, cuando se desempeñó como secretaria de las desaparecidas agencias del Ministerio Público, hoy fiscalías.  

¿En qué momento vislumbra poner manos a la obra? 

“En varias partes del mundo la pandemia ya estaba provocando graves problemas, en China sobretodo. Fue entonces que desde principios de marzo de 2020 planeamos con un grupo de amigos buscar apoyos e incluso de nuestros bolsillos aportamos y fue el 26 de aquel mes cuando por vez primera entregamos los 200 primeros platillos de alimentos calientes. Cuando el confinamiento obligado llegó y comenzaba a causar problemas, nosotros ya estábamos preparados para estar junto a las familias de más escasos recursos y proveerles alimentos”.

Narra: No podíamos ser indiferentes, no pude soportar más y le dije a mi gente, urge hacer algo, la gente tiene hambre, y viéndonos las caras aquí en la oficina tiene ningún sentido y entonces redoblamos las tareas y de un día por semana, aumentamos a tres”. 

¿El gobierno no contaba con dinero suficiente para esta labor?  

“No, no es que no lo tuviera, lo que pasa que no estaba contemplado en el presupuesto de egresos, pero no podíamos seguir de brazos cruzados e invité a otros funcionarios a tocar puertas en establecimientos comerciales y fue así como la sociedad civil respondió al llamado humanitario”. 

Recuerda que, de mayo a diciembre de 2020, fueron personas de buena voluntad, comerciantes y empresarios, así como funcionarios municipales los que “hacían la vaquita y salíamos a las colonias al reparto de platillos, muy ricos y elaborados con mucho amor por cierto”. 

“El gobierno municipal no podía con todo el paquete, ya se había echado a cuestas la entrega de despensas y casi toda la estructura municipal (menos los que comprometían su salud) se ocupó recorriendo más de 100 colonias”, rememora.  

Quienes no tenían dinero, se sumaban gustosos a la logística, conscientes además que en el pico de la pandemia corrían igual o más riesgo,“pero Dios nos premió con salud”, expone con singular vehemencia, elevando los brazos y la mirada hacia el cielo.  

Al iniciar -llamémosle así- el plan piloto, fue la propia Sandra quien combinó las tareas de oficina con la labor de cocina, “y con el apoyo de mi equipo, sacamos a la chef que llevamos dentro”, expone liberando una carcajada istmeña.

Narra que conforme los meses transcurrían, la necesidad elemental de alimentos crecía, no solo en sectores históricamente marginados, “sino incluso en colonias donde las familias en apariencia, tenían más posibilidades”.  

Fue así, que, el alcalde Víctor Carranza decidió destinar  recursos municipales e incluir en el plan de egresos 2021 una partida especial para lo que ya todos conocían como la Comedor Comunitario.  

Ahora sí, con más recursos, Sandra Collins gestionaría una compensación para las cocineras, ella al mando, quienes durante siete meses trabajaron por amor al arte.  

Con nuevos bríos, desde el primer día de enero de 2021, ya con un plan previamente diseñado, Sandra Collins y su “Ejército de Buena Voluntad”, contagiaron de ese amor fraternal a otros funcionarios, quienes se sumaban a la labor, trabajando horas extras, fines de semana y días festivos.  

“Así fue de intenso en 2020 y no teníamos porqué relajarnos y bajar la guardia en 2021”.  

Collins Coronel hubo de solicitar permiso sin goce de sueldo y sin prestaciones, de abril a junio del año en curso, obligada por la ley electoral, para participar como candidata a la regiduría segunda en la planilla de Morena, que encabezará a partir del 01 de enero, su amigo Amado Cruz Malpica.  

Una vez concluido el proceso comicial e imbuida por la motivación del triunfo morenista, más las miles de muestras de gratitud que como candidata a regidora recibía en campaña de los coatzacoalquenses más humildes en ejidos, congregaciones y colonias, retomó su rol en el Comedor Comunitario. Ha 16 meses del inicio de esta historia, se han distribuido un promedio de 25 mil platillos e igual número de botellas con agua natural o de sabor.

Cuéntenos alguna anécdota curioso, extraño o emotivo en estos años como servidora pública

“Necesitaríamos editar un libro, pero comencemos por el principio: Nada de lo que hemos hecho, habría sido posible sin la visión de nuestra lideresa, la ingeniera Rocío Nahle”.  

“De ella aprendí a sentir el dolor de los más necesitados, fue ella la que nos enseñó a comprometernos con las causas del pueblo y por ella entendí el compromiso de servir 24/7”, explica. 

“Con esta enseñanza llegamos al ayuntamiento a servir no a servirnos, con esta experiencia, Dios Primero, seguiremos a partir de 2021 y desde el cabildo, tenderemos puentes para continuar sirviendo con calidad humana a nuestra gente”, acotó. 

¿Cuál será el destino de la “Comedor Comunitario”?  

“Institucionalizar el programa, llevar alimentos a las personas en situación de calle, a los ancianitos e infantes abandonados, a los desempleados y madres solteras”.  

¿Es un reto? 

En efecto, es un desafío y en el Gobierno de Amado Cruz Malpica lo vamos a lograr. Que nadie dude”.

COMPARTE ESTA INFORMACIÓN
Continue Reading
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Agenda Libre

Alcaldes entrantes afilan el hacha, “no seremos tapadera de nadie”, afirman

Published

on

COMPARTE ESTA INFORMACIÓN
Continue Reading

Agenda Libre

Partiditos se unen a través de Fuerza Solidaria Progresista

Published

on

COMPARTE ESTA INFORMACIÓN
Continue Reading

Agenda Libre

Designa Castillo Olvera a “gallos jugados” dentro de su primer staff

Published

on

COMPARTE ESTA INFORMACIÓN
Continue Reading

DECISION 2021

    ¡Robótica al máximo nivel en el ITSCH!

    ¡El ITSCH te da la más cordial bienvenida!

    CONTADOR DE VISITAS

    ITSA: LA CIENCIA AL SERVICIO DE LA CUARTA TRANSFORMACIÓN

    ¡Ya no hay pretextos, este es tu momento, el ITSCH te espera!

    NOTICIAS

    A %d blogueros les gusta esto: